Luna nueva en Leo | Abrazar nuestra soberanía creativa

Las Guardianas de la Luna es un círculo ritual que realizamos cada mes para sintonizar con las energías de la Luna llena, hacer un seguimiento del proceso de manifestación y realizar una Activación del Útero que nos conecte con las energías disponibles del plenilunio.

Preguntas de poder para esta lunación

¿Qué es lo que enciende mi chispa, lo que me da la vida?

¿Dónde fluye la vida de manera genuina para mi?

¿Cuáles son mis dones y talentos, mi creatividad auténtica, con la que puedo aportar al colectivo?

¿Irradias esos dones desde tu corazón?

¿Qué necesitas desaprender para irradiar desde tu autenticidad?

¿Qué me hace auténtica?

¿Qué es la abundancia y la prosperidad para mi?

Luna nueva en Leo | Abrazar mi soberanía creativa

La Luna nueva el Leo nos invita a abrazar nuestra soberanía creativa y a romper con todo aquello que frena nuestra expresión auténtica. Te cuento más en esta nueva Píldora de Sabiduría Femenina para la vida cotidiana.

También te puede interesar

El poder creador de la luna nueva

Toda luna nueva es un momento especial porque las dos fuerzas primordiales de la naturaleza: la energía femenina, simbolizada en la Luna, y la energía masculina, simboliza en el Sol, es unen unen en la bóveda celeste para hacer el amor. Y nosotras nos sintonizamos con esa energía a través de nuestros úteros energéticos y nos preñamos de nuestras propias creaciones, para ver cómo se manifiestan seis meses después. 

La energía disponible nos la ofrece el signo en el que se está dando la lunación y las conversaciones que la luna y el sol están teniendo con los demás planetas en la bóveda celeste. Como siempre digo, es como si los dos amantes se fueran a pasar un fin de semana a un hotel para jugar y allí se encontrarán con diferentes huéspedes que les van a aportar diferentes cualidades para que el juego sea diferente cada vez, aunque estén en el mismo signo, aunque estén en el mismo hotel.

Luna nueva el Leo, mi soberanía creativa

Esta lunación se da en el signo de Leo y Leo es el signo del corazón y del fuego creativo. Nos conecta con el arquetipo de la Mujer Solar, la reina soberana que está sentada en su trono y que sabe cómo manifestar todo aquello que desea.

Venimos del signo de Cáncer y del arquetipo de la Mujer Creadora, de esa mujer que sabe preñarse de sus propias creaciones y sabe nutrirlas. Leo es el arquetipo de la mujer que ya ha parido esas creaciones, sabe cuales son sus dones y sus talentos, y sabe poner todo aquello que ha creado al servicio de la comunidad. 

Es una mujer que conoce su brillo y que sabe que puede ser faro de luz que ilumina el camino del empoderamiento para otras mujeres. Es una líder que sabe actuar desde el corazón. 

Y recuperar este modo de liderar desde lo femenino es muy importante. Porque el patriarcado nos ha enseñado que liderar es competir, liderar es es hacer pequeños a los demás para que no me hagan sombra, liderar es pasar por encima y robar luz a otros para brillar. 

El liderazgo vivido desde lo femenino es otra historia. Liderar desde el corazón es conocer cuales son tus dones y talentos, y ponerlos al servicio de la comunidad. Pero es más. Es saber reconocer los dones y los talentos de los miembros de tu comunidad para potenciarlos y que sirven a un bien mayor: la comunidad, el proyecto, la familia… 

Es entender que todos tenemos un brillo único y que cuando robo luz de alguien también me la estoy quitando a mi. 

Asi que esta lunación es un buen momento para conectar con todo mi potencial creativo, con todo ese fuego creador que me hace única e irrepetible, y mostrarlo al mundo, con pasión, alegría, nobleza y valentía.  

Sin embargo, en energía baja, Leo nos puede llevar a actuar desde el ego, desde la herida que nos hace necesitar ser vistas o ser admiradas, también desde el orgullo y la arrogancia. 

Asi que debemos observar muy bien desde donde estoy creando, desde donde estoy sembrando las intenciones de esta lunación, porque esta Luna nueva en Leo nos ofrece una energía muy expansiva, va a magnificar todo lo que sembremos. 

¿Por qué? Por las conversaciones que tienen la Luna y el Sol en este momento. 

Las conversaciones de la Luna nueva en Leo

Júpiter en Aries

La conversación principal la tienen con Júpiter en Aries y es una conversación muy fluida. Jupiter es el gran benefactor del zodiaco, todo lo que toca lo expande. Por eso es importante darnos cuenta desde dónde estamos sembrando estas nuevas creaciones: desde la luz o desde la sombra. 

Jupiter nos pide que reconozcamos nuestro liderazgo y nuestra soberanía creativa, la capacidad que tenemos como mujeres de crear la vida que deseamos. Y nos pide que nos conectemos con la frecuencia del corazón para darnos con generosidad y nobleza. Nos pide conectar con nuestra esencia, con esa niña interior mágica, juguetona y alegre, y que desde ahí nos expandamos. Conocer el signo y la casa en la que se encuentra tu Sol natal te va a dar muchas pistas de los recursos, dones y talentos únicos que traes para aportar al mundo. 

Esta lunación, en conversación fluida con Júpiter, nos pide también que tomemos todo ese fuego creativa que tenemos dentro y que lo utilicemos para llevarnos al cambio. 

Mercurio en Leo y la triple conjunción en Tauro

¿Por qué al cambio? Por la segunda conversación que se está dando en Leo en este momento. Esta conversación no es directamente con la Luna y el Sol, pero digamos que está pasando en la misma habitación en la que están los amantes. Así que está dentro de todo el paquete energético de esta luna nueva en Leo. 

Esta conversación es la que están teniendo Mercurio en Leo en cuadratura a Urano, Nodo Norte y Marte en Tauro. Y es una conversación tensa. 

La triple conjunción en Tauro es electrizante. Cualquier cosa puede pasar. Así que lo que nos encontramos aquí es una tensión creativa. Hay un impulso que nos lleva a romper todo aquello que frena nuestra expresión auténtica, el mostrarnos al mundo tal y como somos. 

Todo lo que no está alineado con el propósito de la nuestra alma y lo que hemos venido a hacer en esta encarnación, se va a caer: ya sean trabajos, relaciones, amistades… en modo antiguo que tenía de relacionarme conmigo misma, con los demás…

Sembrar nuestras intenciones

Es un momento que nos pide despertar nuestro valor y nuestra fuerza interna, aceptarnos tal y como somos, aceptar los deseos de nuestro corazón (y a veces esto no es nada fácil) y, desde ahí, abrirnos al cambio, la liberación y la evolución.

Es una buena lunación para trabajar el amor propio, la confianza en nosotras mismas. En saber que merecemos todo lo mejor y que, desde nuestra soberanía creativa, somos capaces de crear la vida que deseamos. 

Hay que tener cuidado con el ego, con movernos y actuar desde la herida, y también con la impaciencia que podemos estar sintiendo con la triple conjunción en Tauro. Por eso es importante bajar al cuerpo y movernos desde la fluidez y la flexibilidad. 

En La Espiral, la membresía de la escuela, tienes sesiones especiales de Danza Küyen para esta lunación y también el círculo ritual, en el que, a través de la magia sexual, sembramos en nuestros úteros energéticos las semillas de lo que deseamos ver manifestado en los próximos meses. 

Feliz lunación.